Fue a los 23 segundos de juego tras un blooper compartido entre Di Marco y Bastoni.Nedim Bajrami aprovechó la confusión y se metió en los libros de los récords.

Previous post El G7 de Giorgia Meloni: gestos, diplomacia y roce ideológico entre los líderes de Occidente
Next post Mueren ocho soldados de Israel en Gaza y Benjamin Netanyahu asegura: «No hay alternativa a la victoria»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *